Odometro: Que es y Comparativa de Precios


¿Estás acostumbrado a que el metro te falle? ¿Estás acostumbrado a que no puedas medir grandes superficies? Esto es un hecho muy normal, y por ello el remedio también llegó hace mucho tiempo. El remedio del que te hablamos es el del odómetro, con el cual ya no tendrás que preocuparte de no poder realizar tus tareas de medición.

Como te explicaremos a continuación, en esta completa guía, estos aparatos son muy útiles y beneficiosos, presentan una serie de ventajas que los hacen únicos e irremplazables. Además, una de sus características es que no son aparatos para nada caros por lo que podrás adquirirlos sin que te duela el bolsillo por ello.

 

Mejores Odometros 2017

【COMPARATIVA PRECIOS BARATOS】

 

¿Qué es un odómetro y para qué sirve?

 

Un odómetro, básicamente, es un instrumento que permite medir la distancia total o parcial que ha recorrido un cuerpo. Puede medir en distintas medidas de longitud como los metros o las millas, que con los estándares de medida más extendidos. Se señala, como dato curioso, que el inventor de este aparato fue Arquímedes. Es una herramienta que consiste, normalmente, en una rueda la cual está unida a un engranaje el cual está calibrado, este puede ser independiente, pero lo más habitual es que esté conectado a un vehículo. Por ello, el uso más común es en automóviles. De hecho, si te das cuenta, normalmente, lo conoces más como cuentakilómetros.

 

Tipos de odómetros

 

Generalmente, hay dos tipos de odómetros, los cuales te explicaremos a continuación:

 

Odometro Mecánico

En virtud del cual, cada vez que da una vuelta completa se recorre una distancia que resulta ser igual a su perímetro, por lo que si se conoce el número de vueltas que ha dado puedes conocer la distancia recorrida.

Los odómetros mecánicos están formados por engranajes que se unen a una rueda o comunican con ella a través de una serie de cables. Los engranajes se calibran para que se muevan a una determinada velocidad, que es la que tiene la rueda y de esta forma muestren la distancia que han recorrido.

Suele tener varios dientes varios dientes, y estos se mueven cada uno a una velocidad que difiere uno de otro. Si no, no podrían funcionar de la manera idónea. Los más conocidos son los manuales, que se conocen también como ruedas de medición, empleando para ello engranajes. Existen tanto de una rueda como de dos ruedas, funcionan al igual que los mecánicos ya que son un subtipo de estos. Son muy útiles para comprobar distancias de pistas de atletismo, de fútbol etc.

 

Odometro Digital

El odometro digital es más moderno como modelo, utiliza un chip para saber cuánto kilometraje ha recorrido el coche. No obstante, hay más diferencias ya que la lectura se produce en una pantalla digital. Se almacena en el soporte informático la distancia total que ha recorrido el vehículo.

 

¿Cómo usar un odómetro manual?

 

La principal ventaja de estos es que son muy baratos y sencillos de usar, pudiendo medir distancias tanto hacia delante como hacia atrás. Solo debes pasearlo para medir una determinada distancia, fijando el punto de partido y apretando el botón de inicio. De esta forma, sabremos cuanto hemos recorrido desde ese punto.

Si lo que quieres es medir áreas cuadradas tienes que dividir el proceso en subtramos rectilíneos hasta realizar el perímetro total. En superficies irregulares lo que se puede hacer es dividir el terreno en cuadrados y calcular el área para cada determinada zona.

 

Funcionamiento de un Odometro

El funcionamiento es muy sencillo, por lo que podrás emplearlo sin tener ningún tipo de cualificación técnica. Es también muy útil y necesario a la hora de medir longitudes que son curvas, siendo la precisión adecuada. Además de ofrecer una gran precisión, lo que permite también es una gran movilidad y libertad de movimientos.

 

¿Ha sido manipulado mi odómetro?

 

Es una pregunta que se hacen muchos compradores a la hora de comprar un vehículo, si el cuentakilómetros ha sido manipulado, lo cual es importante porque cuanto más kilometraje más desgastado está el motor.

Por ello, te damos esta serie de consejos para que no te dejes engañar. Por ejemplo, si s trata de un coche y tiene menos de 30.000 kilómetros debería de tener los neumáticos originales. En mayores kilometrajes puedes observar el desgaste de los pedales de freno, embrague y de acelerador. Si el odómetro no es digital, sino mecánico habrá que comprobar también si los números están alineados de una manera correcta. Si estos se mueven con facilidad al dar golpes secos, lo más probable es que te estén tratando de engañar.

 

¿Es recomendable comprar un odómetro de segunda mano?

 

En principio, no es para nada recomendable. Esto se debe a que los odómetros son un aparato de precisión por lo que si están desgastados por el paso de tiempo puede que no midan de una manera fidedigna por lo que no cumplirán su misión principal, y para eso no te compres nada.

Además, hay que tener en cuenta que no son herramientas para nada caras, sino que son muy baratos, por lo que solo merecería la pena arriesgarse a comprar un odómetro de segunda mano si tienes un amigo mecánico que pueda comprobar la precisión de los mismos, sino de nuevo va a ser tirar el dinero.Por lo que, en principio, no recomiendo para nada la segunda mano.

 

Comprar odómetro: ¿En qué características hay que fijarse?

 

A la hora de comprar un odómetro tenemos que tener claro para que lo vamos a utilizar, por ejemplo, si es para un vehículo como un coche, la opción ya estará predefinida, será el odómetro que ya utilice nuestro coche. Cambiar uno mecánico a uno digital sería muy costoso.

Pero si le vamos a dar un uso pequeño, para medir distancias que no sean excesivamente grandes, lo mejor es comprar un odómetro manual. Esta clase de odómetros son muy cómodos y útiles, por ello será una muy buena inversión.

Si vamos a medir distancias muy grandes, conviene comprar un odómetro con un perímetro superior, que además nos dará una mayor fiabilidad y precisión en superficies irregulares.

 

Deja un comentario